Publicado el

Hechizos con la vela blanca para atar a un hombre

Las velas vienen siendo utilizadas en rituales mágicos a muchos años, hay algunos rituales que usan la cera derretida, siendo que la misma debe ser goteada directamente de una vela accede para sellar el efecto mágico.

Las velas blancas se utilizan para la limpieza, la salud, el amor, la espiritualidad, la honestidad, la fuerza divina, la paz y la tranquilidad.

Ella también es un gran ingrediente en simpatías, simpatías éstas usadas para atar a un hombre, para olvidar a una persona, para adelgazar, para obtener fortuna, etc. Veamos en el texto abajo las mejores simpatías utilizando vela blanca para atar a un hombre.Simpatia con vela blanca para atar a un hombre

Antes de conocer esas simpatías poderosas de este artículo, quiero invitarte a ver un vídeo que te revelará el Secreto para Conquistar el Amor de tu vida de Una vez por Todas. Aprende cómo la cabeza de los hombres funciona y luego vuelve y lee las simpatías, ciertamente los resultados serán gratificantes. Haga clic aquí ahora y ver el vídeo tenga el amor de su vida siempre presente.

Hechizo con la vela blanca para atar a un hombre
La simpatía con la vela blanca amarrar de vez el amor de su vida. El poder mágico de la vela abrir todos sus caminos y, su llama será el ingrediente principal que hará la relación de ser ardiente y excitante. Recuerde mantener el pensamiento positivo y la fe interior, pues el resultado final depende exclusivamente de usted.

Es necesario tener en la mano siete velas blancas, cinco inciensos de clavo, dos inciensos de bebé y cariño, hilo y una foto de la persona deseada. Esta simpatía dura 7 días, cada día usted debe encender una vela blanca. Enrolle la foto de él con la parte coloreada hacia fuera, haga un rollo con el papel de la foto.

Ate la foto de él junto con la vela blanca, pero siempre que la llama empieza a quemar la foto apague, deje la foto quemar sólo un pedazo, haciendo que en el séptimo día la foto se haya quemado por entero. En los primeros cinco días, usted debe encender también un incienso de clavel del lado de la vela.

Una vez que el incienso termine, apague la vela y juegue fuera. La vela no debe quemar por entero, pero el incienso sí y no se olvida de dejar un pedazo de la foto quemar juntos. En el sexto y el séptimo día, enciende un incienso de bebé y cariño.

En el último día, quema toda la cuerda junto con el resto de la foto que queda, todo en el tiempo que el incienso de bebé y cariño todavía está encendido. La foto de la persona representa a quien ella todavía está presa, y la llama de la vela blanca quema las corrientes y todos los lazos que esa persona aún posee, haciendo que ella quede libre para poder atarse otra persona.

Hechizo con la vela blanca lamida
La vela blanca es un elemento poderoso, pero en esta simpatía vamos a utilizarla para tener éxito al conquistar a una persona y atarla de vez en su camino. ¿Su futuro amado es de aquellos que no para con mujer alguna, vive de conversar con varias mujeres y no se prende a nadie? La simpatía con la vela blanca será su solución.

Los elementos necesarios serán azúcar, lápiz y una vela blanca. Escriba el nombre del amado a lápiz de la mecha hacia la base y escriba su nombre de la base hacia la mecha de forma que los nombres se encuentren. Después debes lamer la vela, lucharla con el azúcar y encenderse, de modo que ella quede por encima de tu cabeza. Mentaliza siempre que puedas tu amado y él te buscar.

Hechizo de la vela blanca para atar a un hombre
Todas las simpatías utilizando la vela son bastante eficaces. Pero el principal ingrediente para que su simpatía tenga el resultado deseado y ser optimista y tener bastante fe. Siga su propósito y deje que el poder de la vela haga que la magia ocurra.

Usted necesitará un zapato y una vela blanca. Escriba en la vela el nombre de su amor y luego encienda la vela, a continuación escriba en la suela del zapato (o cualquier otro calzado) de su pie izquierdo el nombre de la persona que usted quiere que le busque, entonces bata con esa suela en el suelo y repite por tres veces el siguiente mantra:

«Bajo mi pie izquierdo, te prendo, te amarro y te mantengo por el poder de las trece almas benditas. Que usted (hable el nombre de su amor), vuelva a mí en hasta 24 horas, y venga diciendo que me ama y que quiere quedarse conmigo para siempre. Mientras no venga a mí, usted no va a comer, ni dormir y tampoco va a tener ganas de quedarse con otra persona que no sea yo. Que así sea y así será. «No sea yo. Que así sea y así será «